domingo, 20 de marzo de 2011

El temido florideño que asaltó "Boquerón". Sargento 1ro. Mateo Téllez.

56-         Sargento Primero Mateo Téllez González. Villa Florida. Según un material que nos acercara la pobladora florideña Leticia Mora, el mismo es de origen portugués. Los Téllez fueron comerciantes y primeros pobladores de Villa Florida. Su casa de negocio fue la del Hotel Paiva en cuyo frente se leía una inscripción: Téllez 1895. Por la proporción de la casa se puede deducir que fue un importante “registro”, tal como eran conocidas las casas comerciales de importación y exportación de mercaderías generales. Al emigrar la familia Téllez, adquirió la casa Melitón Paiva. ¿Para dónde se desplazaron los Téllez?. No hay datos al respeto. Presumiblemente a la ciudad de Paraguarí, pues en la foja de servicio de nuestro ilustre de la fecha decía que era natural de Paraguarí, pero domiciliado en Villa Florida. Por tanto no resulta arriesgado (dice el material del cual extraemos in totum ésta biografía) que uno de sus descendientes Eustaquio Téllez, padre de don Mateo casado con Ruperta González haya vuelto a su pueblo natal con sus hijos nacidos en aquella ciudad. El matrimonio tuvo numerosos hijos. Luego de la guerra del Chaco, nuestro ilustre de la fecha contrajo matrimonio con Guillermina Bogado del cual nacieron once hijos. Toda la familia seguía viviendo en Villa Florida, algunos de sus hijos emigraron para otros lugares y nuestro ilustre falleció en la capital veraniega de Misiones en 1992.
En su foja de servicio se cuenta que se incorporó al ejército el 22 de junio de 1932 acompañando al Capitán Alfredo Ramos. Se presentó como voluntario con su caballo y equipo de montar de propiedad particular. Formó el contingente de misioneros a caballo de 250 hombres que condujo al Chaco Ramos.
“El contingente fue designado  a prestar servicio en el Regimiento Coronel Toledo de Caballería No. 2 de la guarnición Isla Poí. Toda esta tropa constituyó el 3er. Escuadrón del Regimiento Toledo quedando el escuadrón bajo mis órdenes (dice el Coronel Ramos en la foja de servicios de nuestro ilustre y que reproducimos)
Actuó desde el primer día de la Batalla de Boquerón, es decir entre los días 9 y 10 de diciembre con el corte del camino que unía Boquerón con Yucra. En el lugar demostró sus condiciones de extraordinario combatiente, siendo por ascendido a Sargento 2º. Luego en las duras acciones alrededor de Boquerón hasta su rendición ocurrida el 29 del mismo mes de setiembre. Días después, en los combates de Lara, Castillo, Yucra, Arce, Herrera, Platanillo y frente al fortín boliviano Saavedra, denominado también Campo Jordán. Posteriormente actuó en todas las acciones en que intervino el RC 2 Coronel Toledo con la maniobra que culminó con la resonante victoria de Campo Vía.
Por sus grandes condiciones de combatiente fue ascendido a Sargento 1ro., habiéndose desempeñado hasta de comandante de pelotón en su escuadrón. De un coraje rayano a la temeridad, era conocido como “el hombre de los asaltos”. Por su habilidad y serena conducción de sus subordinados en el combate era empleado en los lugares más difíciles y en las empresas más arriesgadas. Disciplinado, abnegado, de gran espíritu militar, se hizo acreedor de la confianza de sus superiores, como del respeto y afecto de sus subordinados.
Desmovilizado en agosto de 1935, con los honores del “deber cumplido”. Forma parte con mucho merecimiento de los ilustres que Misiones dio a la patria en éste Bicentenario.