martes, 25 de octubre de 2011

"San Ignacio Guazú" con "Z" y acento sobre la U es el nombre auténtico de nuestra ciudad.


Primera página del dictamen.
Un excelso dictamen del Lic. Carlos Bedoya, actual Secretario de Cultura de la Municipalidad de San Ignacio Guazú Misiones, puso las cosas en su lugar. El cambio del nombre de la ciudad que sorpresivamente se realizó hace algunos años y sin que muchos se percaten siquiera tuvo final feliz en la sesión de anoche lunes 24 de octubre, cuando la Junta Municipal de San Ignacio Guazú, dictaminó favorablemente que el nombre de la ciudad es: “San Ignacio Guazú”, tal como se escribiera en principio y se utilizara durante tantos años.
En el dictamen de Bedoya, que además es Miembro de Número de la Academia de Historia Militar del Paraguay argumenta que los “nombres toponímicos son el resultado de nominación y aceptación del uso y la costumbre”.
“Son el resultado de un proceso de denominación primero, que generalmente se pierde en tiempos inmemoriales y de aceptación seguidamente, en las cuales el uso general de los pueblos y las costumbres de dicho uso, establece la legitimación de los nombres toponímicos”, agrega.
Explica posteriormente que el uso y la costumbre de la inscripción del nombre de nuestra ciudad (San Ignacio Guazú, con z y acento sobre la u), tiene en variadísimos y autorizados documentos históricos, escritos por personajes de tan reconocida calidad intelectual, como los miembros de la Compañía de Jesús en sus Cartas Annuas, así como en sus relaciones sobre las visitas canónicas de los Prepósitos Provinciales, resguardadas en los archivos de la ciudad del Vaticano y los documentos oficiales, entre ellas las Cédulas Reales y resoluciones del Derecho Indiano, como constan en el Archivo de Sevilla España, las conservadas en el Archivo General de la Nación Argentina y el Archivo Nacional de Asunción, así como los documentos oficiales a partir de la expulsión de los jesuitas y aquellos documentos que se produjeron como resultado de la “Creación de la Provincia de Misiones con total independencia civil y militar del Paraguay y del Río de la Plata” por la Cédula Real del 17 de mayo de 1803, así como las cartas escritas por los caciques corregidores del Cabildo de San Ignacio Guazú. Agrega que ello ha sido preservado, asimilado y defendido por los mismos naturales de la ciudad y de las Misiones como propio.
Pág. 2 del dictamen y abajo el apunte aprobatorio.
En el considerando, argumenta que la nueva grafía (escribir Guasu con “s” y sin acento sobre la última vocal), es posterior a la Constitución de 1967 y al reconocimiento en ella de la bilinguidad de nuestro pueblo. De la misma devino la necesidad de reglar la lengua guaraní, aceptándose una regulación fonéticamente muy uniforme, pero que por el principio de irretroactividad de las leyes aplicable en forma análoga a este caso, no puede regir para los toponímicos y gentilicios anteriores a dicha regulación, siendo solo aplicables a las nuevas. Hacer esto devendría en un pandemónium , si habría que cambiar nombres de ciudades como Quyquyó, Quiindy a su equivalente Kykyo o Ki´indy.
Finalmente concluyen dictaminando “que el nombre de nuestra ciudad por uso legitimado en los documentos citados es: SAN IGNACIO GUAZÚ.
“Y que por los mismos argumentos y refrendados por la opinión de Don Carlos Fernández Show, miembro de número de la Real Academia de la Lengua Española de España, el gentilicio de nuestra ciudad es: ignaciano. Por el argumento muy bien citado por el mismo que: el gentilicio de un pueblo está determinado por cómo se llame a sí mismo”, concluye el Lic. Carlos Bedoya.
Igualmente por los mismos fundamentos agregamos que los nacidos y pobladores en Misiones, somos “misioneros” y no “misionenses” tal como algunos intelectualoides pretenden transformar.
El dictamen ingresó a la sesión ordinaria de anoche 24 de octubre de 2011, fue leído el documento por el propio proyectista. El concejal Lucas Sotomayor mocionó su aprobación, siendo secundada por la concejala Gloria Moreno de Del Puerto y Alejo Montenegro, siendo aprobada por unanimidad.

Facultad de Derecho UNP: universidad pública construida por todos!!!

Ahí está. Altiva. Presente. Desafiante. Radiante. Hermosa. Pública. De todos y para todos. La Facultad de Derecho de la Universidad N...